Bocaditos

Bocaditos rápidos para salvar tu fiesta

¿No planificaste nada para tu cumpleaños y llegaron los invitados? No te preocupes que con lo que tienes en la cocina podrás armar rápidamente una fuente de brochetas que los dejará sorprendidos y deleitados.
Las brochetas son los bocaditos aparentemente más elaborados y a la vez simples de preparar, pues solo requiere de saltear las verduras y la carne y listo. Además las puedes hacer también de fruta fresca bañadas en fudge.
Cuando se planifica su preparación puedes adicionarles salsas picantes que lo hacen más sabroso, pero en este caso tan aprisa puedes salir airosa agregándole el punto adecuado de sal.

Brochetas de pollo
Su elaboración es básica. Para ella solo requieres de una pechuga de pollo, cebollas frescas, pimientos verdes o rojos, y si tienes en casa, también champiñones. La cantidad de todos los ingredientes depende del número de invitados que estén presentes.
Corta todos los ingredientes en cuadrados y saltéalos en la sartén con un poco de aceite; si puedes flaméalos para que tengan más sabor. Luego, fríe el pollo con sal, pimienta y un poco de sazonador; procura flamearlo y dorarlo.
Finalmente arma cada brocheta con palitos descartables y listo.

pollo

Brochetas de fruta
También puedes elaborar dulces y frescas brochetas de fruta; para ello solo pela y pica toda la variedad de frutas que tengas en casa, excepto las que son muy suaves, porque se caerían rápidamente. Acompáñalos con un tazón de fudge de chocolate.

fruta

Mini-perritos calientes
Las recetas para las fiestas infantiles y cumpleaños de los niños son un quebradero de cabeza para los padres. O te decides por un local tipo Burger y te dejas un dineral, o piensas en cómo ambientar la fiesta para que sea divertida y en preparar una fabulosa merienda infantil

minipanchos

Desde PequeRecetas ya os hemos sugerido varias recetas para las fiestas infantiles, y ahora os traemos otra que seguro que devorarán vuestros pequeños invitados y también, ¿por qué no?, las mamás y papás que hayan ido a acompañarles. Se trata de unos mini-perritos calientes, muy sencillos de preparar y en los que además os puede ayudar vuestro hijo. Además tomar nota porque también puede resultar una buena cena rápida el día que lo necesitemos…
-ketchup
-mostaza
-unos panecillos para perritos
-un poco de sal
-unas salchichas de Frankfurt
Preparación:
Haz un agujero redondo en el centro del panecillo. En un cazo pon agua con un poco de sal. Cuando hierva, echa las salchichas (pinchadas previamente con un tenedor para que no revienten). Déjalas 5 minutos, sácalas y mete una en cada bollito pasándola antes por mostaza y ketchup. Con un cuchillo parte el panecillo en dos o tres trozos.
Más sencillo imposible, y te aseguro que no quedará ni uno…

Los comentarios están cerrados.